EL MODELO EOS

EL MODELO EOS2018-03-20T21:11:29+00:00

Todas las empresas tienen una serie de áreas o componentes clave que deben ser manejados de forma sincronizada y efectiva. El empresario y el equipo directivo actúan como un malabarista haciendo malabares con 6 pelotas a la vez, cuidando de que ninguna caiga y todas fluyan de forma rítmica.

Así ocurre en las empresas, hay cientos de problemas que si los agrupamos veremos que caen en alguna de las 6 áreas o componentes clave de un negocio.

EOS se enfoca en fortalecer los 6 Componentes Clave de toda empresa para volverse una compañía excelente. Un modelo que es válido para empresas de cualquier tipo de industria, ideal para pequeñas y medianas empresas, de 10 a 250 empleados.

“Si pudieras conseguir que toda la gente en una empresa remara en la misma dirección, podrías conseguir dominar cualquier industria, en cualquier mercado, contra cualquier competencia y en cualquier momento”

Patric Lencioni. Las 5 disfunciones de un equipo.

Los 6 componentes clave de cualquier empresa

Visión.

En este componente trabajamos para aportar claridad organizacional, hacia donde queremos ir como empresa y cuál es la estrategia a seguir para llegar allí. Es el componente de la alineación.

Asuntos.

Todas las empresas enfrentan problemas y oportunidades en su día a día, aquí aprenderemos un sistema sencillo y guiado para convertirnos en expertos solucionadores de problemas y cazadores de oportunidades según se vayan presentando semanalmente.

Personas.

El componente definitivo para que una empresa sobresalga, las personas son la ventaja competitiva definitiva de la empresa, sin equipos conexionados y de alto rendimiento no podremos conseguir resultados extraordinarios. Aquí trabajamos para mejorar este componente esencial de toda empresa excelente.

Procesos.

El componente secreto para escalar cualquier negocio. Consiste en documentar nuestra forma de “hacer” las cosas y crear los sistemas necesarios para asegurar su cumplimiento una y otra vez, para conseguir un resultado predecible independientemente de las personas que presten el servicio.

Datos.

Como dice el dicho, aquello que no se puede medir, no se puede mejorar. Es el componente más descuidado en las pequeñas empresas y es fundamental para dar un salto de calidad y saber si estamos siguiendo el rumbo adecuado y tomar las medidas oportunas en caso de desviaciones.

Tracción.

El componente del enfoque, la disciplina y la rendición de cuentas de todas las personas que trabajan en la organización. Es dónde la “magia” sucede y la visión comienza a hacerse realidad.

“EOS, es el sistema que te guía y te ayuda a que todos remen en la misma dirección y ESO hace toda la diferencia.”

Miguel A. Fernández, Socio EL Laurel Catering